CAMERÚN CONNECTION (CAMEROON CONNECTION)

FICHA TÉCNICA
T.O.: Cameroon Connection
Aka: Cameroun connection
Director: Alphonse Beni
Año: 1984
País: Camerún
Música: Daniel J. White
/Brillan Ekambi/Guillaume Toto
Actores: Alphonse Beni, Bruce Le, France Lise, Arianne Kah, Emmanuele Tengna, Athanase Esso, Masssa Batre, N'Hanack Tonye, Monthe Ignase, Friede Foula Soppo, Marilou Minko, Martine Amondo

REVIEW
Tras la muerte de una joven en extrañas circunstancias, el inspector de policía Baiko debe hacer frente a la investigación que relaciona dicha muerte con la desaparición de varias mujeres. Parece que todo se debe a una gran conspiración donde puede estar implicado un poderoso hechicero. La investigación le llevará a viajar a París para encontrarse con la hermana gemela de la chica asesinada. Allí, tras una reyerta en una discoteca, hará amistad con un chino experto en artes marciales que casualmente es propietario de una fábrica de cervezas en Camerún. Ambos se volverán a encontrar en el país africano donde Baiko continuará sus pesquisas...
Pionero del cine de género en el África negra. El emprendedor Alphonse Beni, en los años 70 y 80, antes del boom nigeriano de Nollywood, ya facturaba películas de acción, eróticas y de fiebre discotequera en Camerún. Alphonse Beni es el protagonista, director, productor y guionista de esta insólita cinta titulada Cameroon Connection. Por supuesto no faltan las peleas de kung-fu donde Beni es secundado por Bruce Le, uno de los más emblemáticos clones de Bruce Lee...
La peli transcurre casi íntegramente en Yaundé y Duala, principales ciudades de la ex colonia francesa. Tan sólo un fugaz viaje del protagonista a París nos hace abandonar el país Africano. Además de artes marciales hay tetas y discotecas, subtramas que no nos llevan a ninguna parte, mucha música pop africana y hasta un hechicero con licencia (en África lo llaman medicina tradicional).
La brujería, la superstición, el animismo y los amuletos son elementos indispensables en el cine africano, en pelis donde hay desgracias o conflictos siempre aparece un brujo.
Cuarta aventura del Inspector Baiko, una especie de alter-ego creado por Beni, penúltima antes de la delirante coproducción con Italia Terror Force Comando (1986). En Camerún Connection, Baiko, tiene que averiguar quién es el homicida responsable de la desaparición de varias jóvenes de la capital. Algún asesinato y el inesperado final, cuando se desenmascara al asesino sorpresa, recuerda lejanamente a algún thriller italiano setentero con algo más de acción de lo habitual (peleas a puñetazos, persecuciones, tiros...) tipo El Hombre de los ojos de hielo (Alberto de Martino, 1971), que como en este caso contiene también algún referente esotérico.
Imposible no simpatizar con este camerunés y su quimera. Beni llegó a trabajar con gente como Pierre Chevaliers, José Benazéraf, Richard Harrison o Godfrey Ho.
Además de hacer incursiones en el soft-porno, dirigiendo y protagonizando La posición 69 (Infernales Pénétrations, 1976)... Sus posteriores pelis de ninjas seguramente sean las más accesibles, las que hizo en colaboración con Godfrey Ho. Su etapa en la sexploitatión francesa, y más concretamente en los míticos estudios Eurociné, está presente de alguna manera también en esta película, encarnada en la figura del compositor Michael J. White que se encarga de una parte de la banda sonora original (posiblemnte fusilada de alguna otra película), pero la mayoría de las canciones que escuchamos son temas de cantantes afro-beat de aquella época.
Review by Gerard Fernández Ordel


MÁS IMÁGENES DE CAMERÚN CONNECTION

No hay comentarios:

Publicar un comentario