VIERNES SANGRIENTO

FICHA TÉCNICA
T.O: Blutiger Freitag
Aka: Bloody Friday
/Violenza contro la Violenza
Director: Rolf Olsen
Año: 1972
Música: Francesco De Masi
Actores: Raimund Harmstorf, Gianni Macchia, Christine Böhm, Daniela Giordano, Amadeus August

REVIEW
Brutal poliziesco en coproducción italo-alemana dirigido por uno de los más grandes exploiters germanos, Rolf Olsen (alias, Emerson Fox). Este director es el responsable de cosas como Shocking Asia (Asia perversa: continente del sexo y del horror, 1976), Éxtasis (Ekstase - Der Prozeß gegen die Satansmädchen, 1979) o El poder de la parapsicología (Reise ins Jenseits - Die Welt des Übernatürlichen, 1975-1977), tres grandes ejemplos de cine pasado de rosca en cuanto escabrosidad que en nuestro país serían restringidos con la clasificación "S". Viernes sangriento no tiene nada que envidiar a estos tres ejemplos del tipo de cine que facturaba Olsen en aquellos años.
Heinz (Raimund Harmstorf ) logra escapar de prisión aprovechando un traslado a los juzgados. Una vez en la calle busca reunirse con sus cómplices: Luigi (Gianni Macchia) y su novia embarazada, Heidi (Christine Böhm), además de Christian (Amadeus August) hermano de Heidi. Juntos planean el golpe definitivo: la idea es atracar un banco, tomar rehenes, pedir un rescate y después huir a Australia.
El asalto al banco resulta un baño de sangre. En el interior se desata la locura... Mientras, en la calle, la sociedad abre un nuevo debate sobre la pena de muerte. Misógina, descontrolada, ultraviolenta, gore, turbia, amoral... son algunos adjetivos que se pueden aplicar a esta costrosa obra cumbre del poliziottesco hijoputesco. Una mezcla entre Milano Odia... (Umberto Lenzi, 1974), Quelli che contano (Andrea Bianchi, 1974) y una seudo-crónica social a lo Schulmädchen-Report en clave ultraviolenta y sin colegialas.
Algunas escenas para el recuerdo como la de un inofensivo niño que, granada en mano, pone a todo el mundo en jaque a las puertas del banco. O el encuentro sexual entre Heinz y una de las rehenes con síndrome de estocolmo (Daniela Giordano). Durante el coito, mientras él alucina con sangrientas imágenes de un matadero , ella fantasea excitada con orgías lésbicas. Es sin duda uno de los polvos fílmicos más alucinados que recuerdo.
La imagen de Raimund Harmstorf, encarnando el papel de Heinz Klett, se convierte de inmediato, desde el visionado de esta cinta, en todo un icono del macarrismo violento: 190 centímetros de estatura empuñando una metralleta, purito en boca, con unos pantalones estrechos de cuero negro marcando paquete descaradamente, con su barba pelirroja y gafas de sol. Este actor alemán aparece en otros títulos de culto, desde Aquel maldito tren blindado (Quel maledetto treno blindato/ Inglorious Bastards, Enzo G.Castellari 1978) a Mi erótico Sigfrido (Les fantaisies amoureuses de Siegfried, Adrián hoven-David F. Friedman 1971), pasando por mini-clásicos trash de videoclub ochentero tipo Thunder (Fabrizio De angelis, 1983), pelis de Fulci como Colmillo Blanco o diversas adaptaciones de las novelas de Jack London...
Viernes sangriento-Bluitiger freitag fue prohibida en algunos países como Reino Unido. También existe una edición griega en VHS con insertos pornográficos. La música corre a cargo de Francesco De Masi, habitual colaborador del capo del gore italiano Lucio Fulci.
Muy curiosas las escenas que hacen referencia al debate sobre la violencia que comentaba antes. Con un reportero callejero, al más puro estilo docu-reality entrevistando a supuestos transeuntes reales de forma improvisada; todo un cliché de aquellos Reportajes de colegialas alemanas, las Schulmädchen-Report.
Frase promocional de la peli: "Cuando los terroristas roban un banco ... !todo el infierno se desata!"
Al comenzar la película se nos hace saber que los hechos que vamos a presenciar ocurrieron realmente en Munich un 4 de agosto de 1971. Chi lo sa?
Review by Gerard Fernández Ordel 


MÁS IMÁGENES DEL FILM

No hay comentarios:

Publicar un comentario